La forma en que escribís y navegas por Internet dice quién sos y los bancos lo saben - NFT

últimas

Home Top Ad

Post Top Ad

martes, 14 de agosto de 2018

La forma en que escribís y navegas por Internet dice quién sos y los bancos lo saben



Aunque el debate sobre la seguridad informática parece centrarse en la robustez de métodos como el reconocimiento facial, las nuevas tendencias señalan hacia la "biometría del comportamiento". La forma de presionar, desplazarse y escribir en una pantalla o teclado puede ser tan única como las huellas dactilares de las personas.

Es conocido que muchos sitios utilizan sistemas que permiten saber si una persona está escribiendo la contraseña o si la está "copiando y pegando" ya que eso podría indicar un ataque realizado por una inteligencia artificial. Pero otros sitios van creando un verdadero perfil del usuario para identificarlo por cómo "tocan" sus dispositivos.

Los defensores de la privacidad entienden que las herramientas biométricas tradicionales son potencialmente preocupantes y se oponen firmemente a estos nuevos sistemas.

"Lo que hemos visto en todos los ámbitos con tecnología es que las empresas que recopilan datos, más intentarán encontrar usos para esos datos. Es un salto muy pequeño desde el uso de esto para detectar el fraude hasta el uso de esto para obtener información muy privada sobre usted", dijo Jennifer Lynch, abogada principal de Electronic Frontier Foundation en declaraciones publicadas hoy por el NYTimes.

El matutino estadounidense afirma que el Royal Bank of Scotland es uno de los pocos bancos que habla públicamente sobre "su colección de datos de comportamiento biométricos" que viene recolectando desde hace dos años: cuando los clientes inician sesión el software comienza a registrar más de 2.000 gestos interactivos diferentes. En los teléfonos, mide el ángulo con el que las personas sostienen sus dispositivos, los dedos que usan para deslizar y tocar, la presión que aplican y la velocidad con que se desplazan. En una computadora, el software registra el ritmo de las teclas y la forma en que mueven el mouse.

R.B.S construye un perfil en los gestos de cada persona, que luego se compara con los movimientos del cliente cada vez que regresan. Afirman que el sistema puede detectar impostores con una precisión del 99 por ciento.

Como ejemplo afirman que hace unos meses, el software detectó señales inusuales provenientes en una cuenta: "Después de iniciar sesión, el visitante usó la rueda de desplazamiento del mouse, algo que el cliente nunca había hecho antes. Luego, el visitante escribió la tira numérica en la parte superior de un teclado, no el teclado numérico lateral que el cliente usó habitualmente". El R.B.S. bloqueó la cuenta que, efectivamente, había sido hackeada.

Dos avances importantes han alimentado el creciente uso de esta técnica: la disponibilidad de poder de cómputo barato y la sofisticada gama de sensores integrados en la mayoría de los teléfonos inteligentes. La discreción del sistema es parte de su atractivo ya que la biometría física tradicional, como las huellas dactilares o el iris, requieren un hardware de escaneo especial para la autenticación mientras que esta biometría solo mira el comportamiento.

Sin embargo, estos sistemas pueden detectar condiciones médicas y esos datos pueden ser usados por los bancos para, entre otras cosas, negar seguros.

"Esto solía ser como la ciencia ficción. Cuando describimos lo que hacíamos, la gente nos decía '¿Es esto real?' Ahora se ha convertido no solo en un truco, sino en una tecnología importante en la industria financiera. Muchas grandes compañías lo están usando", dijo Ryan Wilk, un ex empleado de NuData que ahora es vicepresidente de Mastercard.

Post Bottom Ad